Joves Socialistes del País Valencià (JSPV) ha aprovechado el debate generado en torno a la aplicación de la llamada la Ley Orgánica de Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE) en la Comunitat Valenciana por parte del nuevo conseller de Educación y Cultura, Vicent Marzà, para reclamarle la eliminación de la asignatura de Religión del currículum escolar en todas las etapas de la enseñanza pública.

En este sentido, desde Joves Socialistes van un paso más allá que el conseller de Compromís y le exigen la derogación de la propia materia, ya que consideran “incompatible” impartir dogmas de fe en un aula, con la defensa de una Educación pública, laica y de calidad, capaz de formar ciudadanas y ciudadanos “libres desde la reflexión, el debate y la participación”.

Los jóvenes socialistas responden así a las dudas generadas tras el discurso del conseller de dotar a los centros de “libertad” para aplicar en mayor o menor medida la ley “Wert”, a quien le piden “valentía” para asumir, al menos, las peticiones de la confederación autonómica de Asociaciones de Madres y Padres de Alumnos (AMPA) de reducir la carga lectiva de la asignatura de Religión, tal y como ocurre en otras autonomías.

Por otra parte, la organización juvenil propone a Vicent Marzà que las horas que se pierdan de la asignatura de Religión, podrían destinarse a enseñanza no formal para prevenir bullying lgtbfóbico, conductas adictivas o formación afectivo-sexual, así como facilitar la inmersión lingüística en valenciano y terceros idiomas, entre otros.

Joves Socialistes recogieron en 2013 cerca de 25.000 firmas en Internet (change.org >> http://chn.ge/1OtU7Tb) por la eliminación de la asignatura de Religión del currículum escolar.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPrint this pageEmail this to someone

Review Overview

Summary

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *