Los enjuagues dentales sirven para complementar la acción del cepillado. En muchas ocasiones el cepillado no se realiza de manera correcta, ya sea porque se realiza de forma rápida y superficial (recordemos que el tiempo ideal es de 2 minutos), y al utilizar el enjuague bucal entra en los espacios interdentales, actuando por debajo de la línea de las encías, en el paladar, en las mejillas y demás tejidos blandos de la lengua.

En el mercado existe una gran variedad de enjuagues dentales, con funciones específicas; según su composición, se pueden encontrar especializados en la prevención de halitosis, con flúor que previenen la caries y optimizan la calcificación de los dientes.

Es importante recalcar que el uso del enjuague bucal NO sustituye al cepillado.

Cuida tu salud dental con las tres herramientas básicas que complementan la higiene bucodental: cepillo + hilo + enjuague bucal= óptima salud oral.

Fdo.: Dr. David Carralero Plaza – Colegiado 2661.

 

 

 

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPrint this pageEmail this to someone

Review Overview

Summary

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *